Ya sea que esté lluvioso o demasiado sucio afuera, tienes que llevar a tu perro a dar un pequeño paseo. Y hoy más que nunca, durante esta cuarentena, es imprescindible limpiar sus patas adecuadamente con productos especiales para mascotas después de regresar de una caminata. Recuerda que solo puedes realizar una caminata de 20 minutos, la cual está permitida en estos momentos.

Durante el resto del año, limpiar las patas de tu mascota no solo protegerá tus pisos, sino que también te permitirá ver posibles problemas que puedan acarrearse en esta parte del cuerpo y tratarlos antes de que se desarrollen.

En el siguiente artículo de Basic Farm, te compartiremos seis consejos sobre cómo limpiar las patas de tu perro para que así la limpieza de tu hogar sea más fácil y efectiva.

Usa una toalla húmeda para limpiezas menores

Si las patas de tu perro solo están un poco polvorientas, una toallita húmeda para perros etiquetada como segura para mascotas podría ser todo lo que necesitarás para limpiarlas. No utilices las toallitas para humanos porque contienen químicos dañinos, como alcohol, petroquímicos y perfumes, todo lo cual puede ser perjudicial para la salud de tu mascota.

Es recomendable usar toallitas de aseo con componentes naturales, para limpiar la suciedad entre baños. Para las patas extra sucias, puedes colocar un poco de champú para perros (Baxidin champú) en la toallita y luego asegurarte de retirarlo completamente y secar muy bien sus patas, para evitar hongos y humedad.

Lava a fondo las patas sucias

lava fondo patas sucias

Si hay barro o escombros atascados entre las almohadillas o en el pie de tu mascota, es posible que debas lavar su pata. Es más fácil hacer esto en un fregadero con un rociador o en la bañera.

Para las patas especialmente sucias o las que pueden haber estado expuestas a sustancias pegajosas, deberás tomarte tu tiempo para lavarlas a fondo. Limpia las patas al enjuagarlas en una bañera con un rociador y usa un poco de champú para perros Basic pet o Baxidin champú.

Frota bien las áreas sucias y luego enjuaga completamente el champú y los desechos con agua tibia.

Limpia alrededor de los dedos y las uñas

Al limpiar las patas, no olvides los dedos y las uñas. Las patas de algunos perros son extremadamente sensibles a los elementos, especialmente en invierno. Para evitar que tu perro se lama las patas después de haber estado expuesto a cualquier elemento externo de tu hogar, el lavado y la limpieza entre los dedos y las almohadillas es muy importante, ya que son en estos lugares donde se pueden acumular cosas desagradables.

Para limpiar estas áreas, se recomienda girar suavemente la pata de tu perro hacia ti y limpiar o lavar cuidadosamente entre las almohadillas. Siempre separe cada una de las garras de tu mascota para una limpieza adecuada.

También te interesará: ¿Cómo alimentar a mi perro? Consejos básicos y sencillos

Seca las patas de tu mascota

Para terminar con el consejo anterior, no olvides secar las patas de tu mascota con una toalla seca; no desearás que los pies húmedos de tu perro se marquen por toda tu casa ni querrás arriesgarte a que tu amigo de 4 patas se resbale.

Si las patas de tu mascota se mojan luego de un paseo, pero no entraron en contacto con tierra o lodo, puedes secarlas con una toalla. Asegúrate de secar el área de las almohadillas al apretar cada pie un par de veces con una toalla limpia. De esta manera, sacarás la mayor parte del agua de ellas.

Mantén el pelo del pie recortado

manten pelo recortado

Para las razas de perros con pelo largo, es aconsejable recortar el pelaje entre las almohadillas para evitar la acumulación de escombros. Es preferible que esta tarea la realice un veterinario profesional, ya que él o ella sabrá cuánto cortar.

Las patas demasiado afeitadas provocarán una exposición directa a los componentes externos, lo que podría provocar una irritación que inducirá a tu mascota a lamerse y limpiarse las patas.

Revisa las almohadillas de las patas

Después de una caminata, siempre revisa las patas de tu perro en busca de cortes, abrasiones y ampollas. Aunque pueden comenzar como heridas menores, estas pueden desarrollar rápidamente una infección si no se tratan.

Si la herida es grave o parece infectada, debes consultar a tu médico veterinario. Si es menor y puede abordarse en casa, comienza lavando la pata con agua tibia para asegurarte de que se elimine toda la suciedad. Esto también te ayudará a ver si hay pequeñas grietas o abrasiones. Luego, limpia el área con un antiséptico diluido Baxidin.

Después de la limpieza, seca sus patas y aplica una pequeña cantidad de spray o loción antiséptica o antibacteriana para mascotas. Puedes cubrir la herida con algodón, pero ten en cuenta que se puede salir.

 

 

Si tienes dudas respecto a nuestros productos del cuidado de mascotas, comunícate con nosotros a través de nuestro formulario de contacto. No olvides seguirnos en nuestras redes para enterarte de más noticias sobre el mundo animal.

 

logo blanco basic farm
Bogotá – Colombia 

Encuéntranos 

Dirección: Calle 59 # 16 – 24
Teléfono: +57 (1) 346 1664
 
Copyright © 2019  Todos los derechos reservados · Basic Farm
 
Share This